Calle Cuba 32, Valencia · 963 737 267
Cesta 0

Mujeres en la trastienda

feminismo

Esther Martín y Sarah Laveda con una camiseta morada de A fer la mà en la trastienda de Gnomo

Un papel importante en el impulso del movimiento sufragista de Londres lo jugaron las tiendas. Ellas distribuían el merchandising feminista y barrían los cristales de sus escaparates cuando la Pankhurst los mandaba romper. Porque era su trabajo, pero también estaban en la lucha, aunque fuera desde la trastienda.

Salto en el tiempo. En 2019 ya (o todavía) no hay cristales rotos, pero el imaginario feminista ha vuelto a los escaparates. Ser feminista vuelve a vivirse con orgullo. Pero, ¿quién hay detrás de los escaparates? ¿Qué se piensa al otro lado del mostrador? Hoy conocemos un poco más a las mujeres que forman Gnomo.

💪🏼 💪🏿 💪🏽 💪🏻 💪🏾

 

Esther Martín rodeada de cactus con un monedero en la mano en el Jardín Botánico de Valencia

Esther Martín @viudadealeman

¿Qué papel han jugado las mujeres en tu vida?

Mis principales referentes desde la niñez han sido mujeres. Mis tres hermanas, mucho mayores que yo, y mi madre son mujeres trabajadoras, fuertes e independientes. Nunca he percibido desigualdad por causa de género en mi casa. Quizá porque nunca ha habido competición, no lo sé. Fue al salir del cascarón cuando empecé a percibir que la realidad no cuadraba demasiado con lo que yo había vivido. Que de pronto, esa independencia y esa libertad que yo daba por sentadas encontraban frenos a menudo. Y ni siquiera entendía por qué, no me daba cuenta de que era por ser mujer.

¿Y qué papel juegan ahora?

Hoy, afortunadamente, las mujeres que me rodean están lejos del rol prototípico que la sociedad ha ido generando y transmitiendo a lo largo de siglos. Cada vez más, intento relacionarme con mujeres, leer autoras y consumir audiovisual femenino. Hay todo un mundo silenciado que es fascinante. Ayer me enteré de que en los libros de texto de primaria de las principales editoriales hay sólo un 10% de presencia femenina. Me quedé a cuadros. Sigo muy de cerca iniciativas como Ladies & Wine, que nos conectan con el mundo del diseño valenciano en clave de mujer y, a nivel mucho más informal, organizo con una amiga cenas mensuales de mujeres en el barrio. Son cenas abiertas donde simplemente nos juntamos para cenar, conocer gente nueva, nuevos puntos de vista... Y reírnos.

¿Cuál es tu papel en Gnomo?

En la tienda somos sólo tres: Álvaro, Sarah y yo, así que prácticamente todos hacemos de todo cuando hace falta. Mi parcela está más especializada en contabilidad, tienda online y relación con proveedores. Y en bastantes ocasiones me ocupo de centrar al “departamento de comunicación” cuando divaga demasiado. Y, por supuesto, atención al público. Uno de los aspectos más enriquecedores de tener una tienda es la cantidad de historias que conoces, la cantidad de personas que comparten un poquito de sí mismos contigo cada día.

¿Qué se puede hacer desde una tienda por los derechos de la mujer?

Uf, mil cosas. Ahora mismo estamos viviendo un momento muy dulce en el que encontramos fácilmente imaginería feminista que vender en Gnomo. Esto me parece fundamental para difundir y normalizar el movimiento y la lucha por la igualdad real. Es importante porque desde el escaparate intentamos gritar a pleno pulmón que en esta tienda somos feministas y con ello esperamos conseguir que mucha gente deje de decirlo con la boca chica o sólo en los círculos “adecuados”. Pero además de con la selección de artículos, también hay otros frentes. Contradecir amablemente a todos los clientes que nos dicen que un artículo es “de chicas” o “de chicos” es una carrera de fondo; intentar no estereotipar el género; trabajar mano a mano con diseñadoras...

 

Sarah Laveda tumbada en la cama con su perro al lado

Sarah Laveda @papelitorojo

¿Qué papel han jugado las mujeres en tu vida?

Desde que nací siempre he estado rodeada de mujeres. Los referentes más cercanos que he tenido siempre han sido mi abuela, mi tía, mi madre y mis tres hermanas. Mi madre recibió una educación más heteropatriarcal, por lo que dejó de trabajar de forma continuada cuando dio a luz al primero de mis cinco hermanos (además de mis tres hermanas tengo dos hermanos más) y se dedicó casi de pleno a nosotros. Recuerdo, por ejemplo, que mi madre y mi padre siempre hicieron más hincapié (entiendo que condicionados por la educación que recibieron) en que fuéramos nosotras las que lleváramos más peso en las tareas de casa.

¿Y qué papel juegan ahora?

A día de hoy nada tiene que ver mi forma de gestionar mi vida personal con la forma que tiene o tuvo mi madre. Supongo que esto se debe a que mucho de lo que sé también lo he aprendido de mis hermanas, que me han abierto un camino que quizá mi madre y mi abuela entendían diferente.

Hoy en día me fijo en las mujeres como un referente de superación personal en muchos casos. Sí que podemos, claro que podemos. Hay momentos en los que te das cuenta que por el hecho de ser mujer la vida te lo va a poner más difícil y es ahí donde me vienen a la cabeza mujeres (anónimas, no tiene por qué ser nadie conocido) que no se rinden y luchan por la libertad que todas nos merecemos.

¿Cuál es tu papel en Gnomo?

Me gusta trabajar en Gnomo (no es peloteo) porque precisamente no tengo un papel estrictamente definido. Principalmente me dedico a la atención al público pero también gestiono el contenido de las redes sociales, tomo decisiones sobre los productos que vendemos, sobre qué funciona mejor, qué funciona peor… Tengo la suerte (es triste llamarlo “suerte”, pero es lo que es) de que mis ideas y mis opiniones cuentan y son valoradas. No soy una trabajadora más, soy Papelito (así es como me llaman aquí).

¿Qué se puede hacer desde una tienda por los derechos de la mujer?

Hay que romper barreras y empezar a valorar más las capacidades de cada individuo independientemente de cuál sea su sexo. En este sector concreto muchas veces se asignan tareas a mujeres (decorativas, por ejemplo) porque “tú que eres chica estas cosas se te dan mejor”.

Por otra parte no sería la primera vez que voy a una tienda y veo a mujeres vendiendo artículos machistas con una sonrisa en la cara. Entiendo que no siempre nos vemos con la capacidad de defender lo que consideramos correcto, pero hay que empezar a despertar y a decir “NO” sin miedo a las consecuencias, especialmente cuando se trata de nuestros derechos.

_____ 

¿Y tú?

¿Qué papel han jugado las mujeres en tu vida?

¿Y qué papel juegan ahora?

Cuéntanoslo 😊📧

💪🏼 💪🏿 💪🏽 💪🏻 💪🏾

 



Publicación más antigua Publicación más reciente


Dejar un comentario